La flacidez corporal puede deberse a dos factores, a una falta de tonicidad en la piel o a que la musculatura ha perdido fuerza y vigor.
En general las zonas mas proclives a volverse flácidas son los brazos, abdomen, pectorales, muslos y nalgas.

La Electroterapia muscular es una técnica que se usa en los casos de músculos blandos, con la finalidad de aumentar su vigor y tonicidad gracias a pequeños estímulos eléctricos, los cuales son capaces de contraer las fibras musculares, por medio de electrodos colocados sobre la piel. Esto da un aspecto más definido a la musculatura incorporando masculinidad a la personalidad y al mismo tiempo una inyección de autoestima.

Si bien estas técnicas son realmente eficaces, no hay que olvidar que para lograr resultados óptimos y duraderos la dieta equilibrada, hidratación, hábitos de vida saludables y ejercicio físico son indispensables.

Comprar tratamiento Full reductivo combinado